Hosting Web: lo que necesitas saber antes de crear tu página web

¿Estás pensando en poner en marcha tu propio sitio web? Seguro que tienes mil dudas relacionadas con todos los servicios que vas a necesitar. Una de las preguntas más frecuentes es referente al alojamiento web, más conocido como hosting o hosting web. En Nexora estamos para ayudarte y con este artículo queremos resolver tus dudas de la forma más sencilla.

¿Qué es un hosting y para qué sirve?

Un hosting o alojamiento web es un servicio que ofrece un proveedor, el cual te alquila un servidor conectado a Internet, donde almacenar todo tipo de ficheros para que puedan ser vistos en tu página web por los usuarios, las 24 horas del día y en cualquier parte del mundo.

Por tanto, un hosting, es el servicio que provee el espacio en Internet para los sitios web.

Su uso más típico es el de crear sitios web, pero también se utiliza para permitir descargas de documentos PDF, vídeos, audio MP3, etc.

En definitiva, un hosting sirve para que tu sitio web esté siempre disponible de forma online.

¿Qué tipos de hosting hay?

En la mayoría de las ocasiones, se contratan servicios de alojamiento sin tener conocimiento, yendo a lo más conocido o la opción más barata. Así sucede, que muchos contratan un mal proveedor o acaban con un hosting que no cubre sus necesidades.

Existe una amplia gama de tipos de alojamientos pero las principales opciones suelen ser las siguientes:

  1. Hosting gratuito.

Servicio que permite a un usuario publicar sitios web sin coste alguno.

El usuario recibirá un panel de control desde donde administrará el servicio y una dirección URL desde la que podrá acceder al sitio.

  1. Hosting Compartido

Espacio reservado dentro de un solo servidor, que es compartido por varios usuarios.

El servidor será capaz de alojar varias webs a la vez, dividiendo su capacidad de alojamiento en espacios más pequeños donde residirán cada una de las web alojadas en el.

  1. Hosting VPS

Servidor Virtual Privado. Método para proporcionar un servidor físico en varios servidores, de tal forma que todo funcione como si lo estuviera ejecutando una sola máquina. Cada servidor podrá trabajar bajo su propio sistema operativo y podrán ser reiniciados de forma independiente.

  1. Hosting especializado/ gestionado      

Lo que pretenden estos hosting especializados es ofrecer un soporte integral que no se limite a los servidores en sí como los anteriores, sino que incluya también un soporte técnico para garantizar un correcto funcionamiento.

El hosting gestionado, además, ofrece administración. Con esto, se pretende que el usuario pueda olvidarse de los problemas del hosting y la aplicación que esté usando y pueda centrarse en el desarrollo de contenidos para su sitio web.

  1. Cloud hosting

El tipo de hosting más novedoso. Se basa en que la disponibilidad y recursos son suministrados por máquinas virtuales que actúan sobre un único sistema, como lo haría un hosting compartido.

Además, un hosting puede ofrecer otros beneficios como: servidor de correo electrónico, aplicaciones web o memoria en la nube, entre otros.

Lo ideal, será estudiar el tipo de página web y para qué va a ser utilizada. Así, se podrá elegir el tipo que mejor se ajusta a cada necesidad. En Nexora podemos ayudarte :).